Danvers State Hospital ideado por el doctor Psiquiatra Thomas Kirkbride

Danvers State Hospital

El Danvers State Hospital posiblemente sea una de las construcciones más bellas e impresionantes de todas aquellas que se han realizado a lo largo de la historia con fines médicos y curativos y un lugar que me hubiera encantado poder explorar con mi camara por el  sifin de pasillos.

Su construcción en el año 1874 costó la friolera de 1,5 millones de dólares, que en aquella época era una cantidad considerable, y más todavía para construir un psiquiátrico. El artífice de éste y de otros sanatorios similares en estados unidos fue el Doctor Psiquiatra Thomas Kirkbride, cuya filosofía curativa se basaba en el bienestar de los internados, comenzando por un trato amable y lo más humano posible y rodeados de las mejores instalaciones posibles.

Danvers State Hospital

Amplias y soleadas habitaciones, lugares comunes frescos y bellos, grandes jardines y espacios abiertos. En fin, que el edificio en sí mismo se convertía en parte del tratamiento para enfermos de todo tipo, depresivos y esquizofrénicos parecían mejorar con más rapidez en estos majestuosos edificios.

Pero este utópico tratamiento de Kirkbride para los enfermos mentales no duró demasiado por diferentes motivos.

El principal era que no todos los médicos psiquiatras opinaban como él y se decantaban más por los métodos tradicionales de terapias de choque y de suministro de sustancias químicas para mantener a los enfermos a raya.

Y en estos lugares, esos métodos comenzaron a implantarse, a principios del siglo XIX, se unió la gran crisis económica que hizo prácticamente imposible que estos enormes edificios y sus costosos mantenimientos pudiesen mantenerse, esto llevó a elevar el número de internados a cantidades no demasiado recomendadas y en algunos casos, los enfermos cuadruplicaban en número a la capacidad de los hospitales.

Y en ese punto comenzó el desastre, enfermos mentales de todo tipo mezclados y hacinados en pequeños espacios, malos tratos, medicaciones excesivas, lobotomías, camisas de fuerza, muertes… los enfermos, en lugar de mejorar de sus dolencias, veían sus locura llevada a los máximos extremos en estas cárceles góticas.

En los años sesenta, estas instituciones volvieron un poco a la normalidad convirtiéndose en psiquiátricos un poco más normalizados. El Danvers State Hospital, funcionó hasta el año 1992, donde los recortes presupuestarios acabaron por cerrar sus puertas. Muchos de los hospitales del plan Kirkbride corrieron la misma suerte, algunos se derribaron, como es el caso del Danvers, otros siguen en funcionamiento y algunos otros se han reconvertido para albergar otro tipo de ocupaciones.

Sin duda, un edificio emblemático que pasará a la historia por su belleza y por su oscuro pasado, y donde los recuerdos de miles y miles de personas, la mayoría trágicos, pese a haberse derruido sus muros, quedarán en el ambiente y en los ecos de esa bella colina de Massachusetts.

Las diferentes alas del hospital estaban comunicadas por oscuros y lóbregos túneles.


Ver mapa más grande

+ Sobre lugares abandonados en esta página.

Anillos deshidratados

Anillos deshidratados

Estos anillos deshidratados dan ganas de comérselos! Y son el resultado de la deshidratación de diferentes clases de frutas, montadas sobre bases nobles.

anillos deshidratados

Me recuerdan al symposion que organizo Orfebres Fad en el año 1997 para la asociación de diseñadores gráficos, en dicho evento realizamos joyas con comida de verdad y adornamos a todos los asistente, collares con guindillas, anillos con gomínolas y muchas cosas así. Después también hubieron exposiciones.

Pues bien estos anillos de Cathy Wu, su creadora, ha decidido probar suerte con las peras, manzanas, kiwis, fresas, ciruelas, naranjas… Y claro está dándole un acabado más perfecto y utilizando bases nobles. Creo que el resultado precioso a la vez de delicado.

anillos deshidratados

+ Sobre Joyería en esta pagina.