El maravilloso universo de Juanjo Sáez

Gracias a una de mis compañeras de clase han caído en mis manos dos libros escrito por Juanjo Sáez, la verdad es que me he llevado una gran sorpresa por que no sabía que había publicado nada en gran formato, para mi referirme a gran formato es escribir ni mas ni menos que un libro, si puedo parecer un cómic pero creo que es un híbrido de los dos.

Juanjo y yo pertenecemos prácticamente a la misma promoción de la escola massana donde pude ver sus inicios con el circulo primigenio hará ya mas de 10 años, después durante muchos mas  hemos vivido la misma escena modernesca de Barcelona, Nitsa (Sideral Snif 😥 ), sonar, B.A.M.… solo le falto adentrarse en lo oscuro para rematar.

Me han encantado sus libros porque ha sido como recorrer parte de mi historia y aunque tengo que reconocer que tengo envidia cochina de sus triunfos y que el puede vivir de su trabajo y yo no, me alegro muchísimo de sus éxitos, espero que el futuro le aguarden muchos mas y solo me queda agradecerle las risas que me ha arrancado con los dos libros que me han llegada de el a mis manos.

Juanjo Sáez

Juanjo Sáez

P.D. Juanjo eres un puñetero crack.


Juanjo Sáez
Juanjo Sáez

Juanjo Sáez (Barcelona, 1972). Descendiente de un pastelero, se ha convertido en dibujante profesional y estrella de la nueva cultura underground barcelonesa.

Estudió en la escuela Massana y fue en esa época cuando, junto a unos amigos, lanzó el fanzine Círculo primigenio, una publicación que le abrió las puertas al mundo de la ilustración, el humor y la crítica gráfica.

Es autor de varios trabajos publicitarios para marcas internacionales con los que se ha reconocido su talento: obtuvo el primer premio en el Festival de publicidad de San Sebastián y dos premios oro en el Festival Internacional de publicidad de Cannes.

En la actualidad colabora en varias publicaciones: El Periódico de Cataluña, La Luna de El Mundo y Rock de Lux, aunque su trayectoria profesional despegó en revistas gratuitas de tendencias: AB, .H, entre otras.

Es autor de dos libros
  • Buenos tiempos para la muerte, noveliña gráfica (Morsa, 2000)
  • Dentro del sombrero, literatura infantil ilustrada, (Kónikos, 2001)
  • Viviendo del cuento, novela gráfica, (Mondadori, 2004) << Estoy leyendo este actualmente.
Este lo leí esta semana.
  • El Arte. Conversaciones imaginarias con mi madre, novela gráfica (Mondadori, 2006)
  • Autor: Juanjo Sáez
    Editorial: Mondadori
    Colección: Reservoir books
Enlaces de interés y eso:

El Manual de la Venganza

El Manual de la Venganza

Tomar nota,  La Fábrica publica el Manual de la Venganza, el mejor catálogo razonado de maldades por De Pål D. Ekran con ilustraciones de Sean Mackaoui y, atención, como oferta de lanzamiento comprando uno te regalan otro igual.

manual de la Venganza

Así que ya, puedes comprártelo para vengarte de mí y me regalas el otro ejemplar para que no me pille de sopetón.

Ejemplos en el libro:

De cómo vengarte de una empresa en conflicto con la tuya:
“Una conocida forma de sacarle partido a los faxes es hacer un bucle infinito pegando los dos extremos del papel. Llama a la empresa de tu objetivo y deja enchufado tu fax una semana”.

De cómo vengarte de la tienda donde te han hecho una jugarreta:
“Si la tienda tiene radiadores o fuentes de calor, abre un bote de crema de leche y déjalo allí. Parecerá que alguien haya defecado y el hedor se extenderá por toda la tienda”.

De cómo vengarte, en las distacias cortas, de tu enemigo más cercano:
“Puedes meter una pastilla de caldo concentrado en la bañera. Con el agua caliente se derretirá y tu objetivo no se dará cuenta hasta que sea demasiado tarde”.

De cómo vengarte de tu compañero de trabajo:

“Si estudias la CPU verás que tiene un ventilador. Quítalo y la CPU se calentará y acabará por fallar e incluso quemarse”.

SteamPunK Capítulo I

SteamPunKL STEAMPUNK es una corriente dentro del género fantástico cuya principal característica es la ambientación decimonónica, aderezada con tecnología anacrónica, muy avanzada para la época pero basada en técnicas relativamente primitivas, propias del siglo XIX. Se le considera como un subgénero de la ciencia ficción, aunque a menudo contiene elementos de fantasía pura.

El steampunk presenta como escenario un siglo XIX idealizado, mezcla de imaginación y realidad. En este siglo XIX de ficción, los avances científicos y técnicos que precipitaron la Revolución Industrial son mayores de lo que realmente fueron, produciéndose de forma continua y acelerada. En consecuencia, se cuenta con una tecnología muy avanzada, en la que a veces intervienen sustancias extrañas con propiedades anormales (como la «cavorita» de H. G. Wells o el «vril» de Edward Bulwer-Lytton) o incluso técnicas esotéricas. Estos avances introducen en la sociedad cambios tales que, como resultado, la historia queda alterada, tomando un rumbo diferente del nuestro.

SteamPunK

De izquierda a derecha:
Tim Powers,
James P. Blaylock
y Kevin W. Jeter.
Miembros del llamado «grupo de California»
reunido en torno a Philip K. Dick, son las tres
figuras principales en el nacimiento del steampunk.

Nació en California, a principios de los años 70, en el seno de un grupo de jóvenes autores de ciencia ficción y fantasía (el llamado «grupo de California») formado por Kevin W. Jeter, James P. Blaylock, Tim Powers y Rudy Rucker, a quienes unía una gran admiración por su colega y «maestro» Philip K. Dick.

Además de la tecnología anacrónica, la magia y la ucronía, un elemento típico en el steampunk es la aventura, igual que en los «romances científicos» de finales del s. XIX y principios del s. XX que son su principal fuente de inspiración, junto a las obras de autores realistas como Charles Dickens o ensayistas como Henry Mayhew, que retrataron y criticaron las desigualdades sociales de su tiempo.

También es bastante común la presencia en las tramas de personajes de entonces, como homenaje a la época y a sus protagonistas, tanto históricos como imaginarios.

Powers cree que fue Jeter quien acuñó el término (según el estudioso John Clute, que no especifica quién lo hizo, esto ocurrió a finales de los años 80). Jeter, influido por la lectura de varias obras del periodista y sociólogo Henry Mayhew (1812-1877) sobre la baja sociedad británica de la época victoriana, sentó las bases del steampunk con su novela Morlock Night (1979) y animó a sus compañeros a seguirle, cosa que hicieron con Las Puertas de Anubis (Powers, 1983, revisada en 1984 para la edición británica) y Homúnculo (Blaylock, 1986), ambas escritas con los textos de Mayhew —que Jeter les había pasado— como referencia inmediata.

Jeter puso, pues, la semilla del movimiento, que germinó y creció gracias al apoyo entusiasta de sus amigos del grupo de California. Incluso Rucker (quien ha declarado que el término steampunk le provoca náuseas), hizo una aportación al subgénero con su novela The Hollow Earth (1990).

SteamPunK

SteamPunK

ctualmente, el steampunk se ha extendido al mundo del cómic (El regulador), los juegos de rol (Forgotten Futures, Space 1889), el cine (Steamboy), los videojuegos (Arcanum)… Ha ido creciendo en complejidad, produciendo sus propias variantes y progresando como subgénero desde hace más de tres décadas, y todavía está «de moda». 

La estética steampunk

«Retro» + sombrío ¹ steampunk. Afirmar lo contrario es como decir que la quinta sinfonía de Beethoven es death metal porque su ritmo es machacón y sombrío, como los discos de Testament. Si nos ponemos así, Goya también era steampunk. En la novela La era del diamante, de Neal Stephenson, hay personajes neovictorianos y se describe un ambiente estético de inspiración victoriana.

¡Tampoco es steampunk!Las claves estéticas del steampunk hay que buscarlas en el romanticismo, el modernismo, el estilo neogótico, el arte prerrafaelita, la mecánica dieciochesca, la relojería y la orfebrería de finales del XVIII y principios del XIX…; es todo un batiburrillo de estilos decimonónicos mezclados con espíritu ecléctico y aliñados con detalles extravagantes de las colonias como cabezas reducidas, máscaras mortuorias egipcias, colmillos de marfil… Y con mucha exageración, casi como una parodia: más válvulas y reguladores de los necesarios, esferas indicadoras a tutiplén, tubos de conducción de cobre, engranajes a la vista, remaches, hojalata, hierro colado…

No intenta reproducir la estética victoriana; es una imitación que parte de una retorcida idealización de la estética decimonónica en general, una síntesis artificiosa e irreal, moderna, de una gran variedad de elementos estéticos decimonónicos (aunque abarca también parte del siglo XX, hasta el final de la I Guerra Mundial).

SteamPunK